“Mujeres cantan a Lole”, concierto homenaje a Lole Montoya, mujer, gitana y madre de una generación, indudablemente una de las pioneras de la renovación del flamenco. Reconocimiento a la trayectoria vital y profesional de una mujer que, en el ámbito de la música en España, se atrevió a romper viejos esquemas para tender nuevos puentes. Una cita que promete ser histórica e irrepetible para los amantes del flamenco.

ARTISTAS CONFIRMADAS:
– Alba Molina
– Angelita Montoya
– Diana Navarro
– Estrella Morente
– La Mari de Chambao
– María Toledo
– Niña Pastori
– Pasión Vega
– Pastora Galván
– Rocío Márquez

SINOPSIS

En los últimos tiempos es cada vez más importante y necesario poner el foco de luz en aquellos rincones oscuros y no tan recordados de la historia. Y la música, cuando no es causante o provocadora, es fiel testigo de los grandes y pequeños acontecimientos que vivimos.

Nombrar a Dolores Montoya es mucho más que tirar de un hilo del recuerdo, es hablar de la memoria viva del flamenco contemporáneo, una de las grandes faraonas del cante de nuestra tierra. Con Lole Montoya decimos mujer, decimos gitana y decimos flamenco. Brindarle este homenaje no es que sea necesario sino que resulta un obligado tributo y un compromiso moral y ético que debemos asumir con orgullo por su intachable carrera musical, por el legado que ella ha ido dejando a una ciudad como Sevilla, a un barrio como Triana y a la memoria de nuestra música.

El próximo 8 de marzo, coincidiendo con el día de la mujer y como colofón a la celebración de esta jornada, en Sevilla, en el auditorio Cartuja Center tendremos la oportunidad de vivir una cita especial e irrepetible: un concierto homenaje a la trayectoria vital y profesional de una mujer que, en el ámbito de la música en España, se atrevió a romper viejos esquemas para tender nuevos puentes. Hablamos de Dolores Montoya, la Lole, indudablemente una de las pioneras de la renovación del flamenco cuando en la segunda mitad de la década de los setenta firmó junto a Manuel Molina tres discos fundamentales: «Nuevo día» (1975), «Pasaje del agua»(1976) y «Lole y Manuel» (1977), que pusieron la escena flamenca patas arriba, inventando un flamenco nuevo, antes incluso que Camarón y Paco de Lucía, dándose además el lujo de fusionarlo (con toda la naturalidad que el dúo desprendía) con otros estilos musicales de su gusto: el entonces floreciente rock andaluz, la música clásica o la de raíces árabes, que a Lole especialmente siempre le interesó, por su madre, la no menos cantaora y bailaora, Antonia Rodríguez «la Negra», que había nacido en Orán (Argelia).

Tras la separación en 1993, la carrera de Lole Montoya ha continuado con multitud de conciertos, tres discos en solitarios y un sinfín de colaboraciones en actuaciones en directo y discos flamencos. Ahora ella misma será protagonista, al tiempo que testigo privilegiada, de este concierto dedicado a poner en su justo lugar su trayectoria artística y profesional, repasando todos los hitos de su carrera musical.

De especial atractivo es el cartel con el elenco de las numerosas colaboraciones que participarán en esta efemérides, compuesto exclusivamente por mujeres, tanto del orbe flamenco como de otros géneros musicales, artistas de la canción de todas las generaciones de hoy, ayer y mañana, que vendrán dispuestas a tejer un elegante vestido de la talla de la grandeza, la sinceridad y la nobleza de la cantaora y bailaora Lole Montoya.

Una cita que promete ser histórica para los amantes del flamenco, un acontecimiento cultural y musical que viene a reivindicar de forma activa la constante necesidad de dar las gracias a aquellas mujeres que abrieron el camino de los inicios en momento de difíciles, sórdidas y confusas transiciones. Lole, que fue una de ellas, lo hizo con una voz portentosa, clara y llena de luz, y sigue siendo una de las grandes voces y una de los grandes talentos del flamenco contemporáneo.